6 maneras de pulir la marca personal con LinkedIn en tu empresa

Si existe alguna certeza sobre la funcionalidad de ciertas redes sociales es que, la de LinkedIn, está orientada al mundo empresarial y, un uso y presencia constante en la misma, está demostrando elevados beneficios a todos los negocios. Son más de 740 millones de usuarios particulares, empresas internacionales y profesionales los que le sacan partido. Y es que esta red de networking ofrece un amplio abanico de herramientas y posibilidades que dan pie a que empresas y empleados puedan sacar a relucir lo mejor de sí mismos. En este blogpost hablaremos de LinkedIn como excelente vía para potenciar las marcas personales y, por ende, de la importancia del branding personal del equipo para una empresa.  

Aunque la palabra “personal” nos evoque una acción puramente individual, desde Zinkup Marketing creemos que potenciar la marca personal de los empleados y descubrir su rol dentro de la empresa incide positivamente en la creación de un valor añadido muy relevante para la empresa. 

Pero ¿tenemos claro qué es la marca personal? Es la imagen que proyectamos hacia los demás de nosotros mismos. Entendido así, queremos que la imagen de nuestro equipo sea una imagen positiva ¿verdad? De eso se trata, de crear una imagen de marca positiva mediante la suma de perfiles corporativos bien estructurados y optimizados. 

Tips para sacar partido a LinkedIn y mejorar el branding personal

En primer lugar, empecemos por definir qué queremos conseguir con LinkedIn, en qué perfiles queremos impactar y, ¡manos a la obra!

1. Personaliza la URL

¿Alguna vez te has fijado en el jeroglífico que tienen algunas URLs de cuentas de LinkedIn? Hoy en día es muy común que la mayoría de los profesionales cuenten con un perfil de LinkedIn, y personalizando la URL podemos lograr una imagen mucho más profesional, acorde con la empresa y que refleje el contenido que van a encontrar al hacer “click” en ella. 

Inténtalo: pantalla principal de LinkedIn -> “Yo” -> “Ver” -> “Editar URL y perfil público” -> “Editar nombre URL” -> “Guardar”

2. Foto de perfil y foto de cabecera

Los perfiles que cuenten con foto son mucho más atractivos para ser contactados y recibir respuestas. Si los profesionales no cuentan con una fotografía que les convenza, recomendamos que utilicen la que figura de ellos en la empresa o que se les anime a sacarse una imagen de medio plano con un fondo neutro. No hay que olvidar que los protagonistas de la empresa son ellos y es recomendable que en sus perfiles no compartan fotografías con otras personas. 

Además, la foto de cabecera también es una aliada para complementar la imagen de perfil añadiendo información relevante sobre ellos o siguiendo la escala cromática de la foto de perfil.

3. Añade keywords o palabras clave

Esto puede sonar a ingeniería avanzada, pero la realidad es que saber seleccionar y utilizar una serie de palabras puede condicionar el éxito de una empresa y de sus empleados en Internet. A la hora de buscar palabras clave que definan a un profesional hay que pensar en aquellas más comunes y utilizadas en el sector en el que se trabaja, en la información compartida y/o los post y titulares escritos o con intención de escribir. De esta forma será mucho más fácil localizar a la empresa y a los profesionales que la conforman.

4. Incluye un Elevator Pitch

Así es, has leído bien: un discurso de ascensor, comúnmente conocido como elevator pitch. Un discurso corto, sencillo, lleno de keywords y que contenga la esencia de lo que define a cada uno de los profesionales. Recuerda que tienen que ser capaces de contar todo lo importante en apenas 30 segundos, lo que dura de media un trayecto en ascensor. ¡El tiempo es oro!

5. Selecciona cualidades estratégicamente

¿Sabías que en un perfil de LinkedIn se pueden agregar hasta 50 cualidades diferentes? Anima a tu equipo a que elija las más relevantes, aquellas que puedan alinearse con el objetivo potencial en el que quieren enfocarse profesionalmente. Es muy común que haya clientes o empleados que forman parte de vuestra lista de contactos debido, no sólo a las cualidades que tengan destacadas, sino también a las publicaciones que hagan relacionadas con esos temas o, incluso, a las interacciones que generen en torno a estas.

6. Participa en la red

Es igual de importante crear contenido propio para impulsar la marca personal dentro de la empresa como compartir aquellas publicaciones que están alineadas con tu perfil y tu entorno laboral. Es tan sencillo como compartir o darle a “like” para que toda la red observe que estás presente en las conversaciones de la actualidad de tu interés.

Es importante fomentar el invertir 15 minutos a la semana para crear, compartir y comentar de manera significativa. La interacción con tu red de contactos es sinónimo de mostrar interés hacia lo que hacen. Asimismo, no hay que olvidar que los empleados son los mayores influencers de una empresa y la mejor manera de humanizar a la misma y poner a las personas como centro de esta, es contarlo en el debate público de LinkedIn.

No esperes, LinkedIn es una excelente herramienta de marketing y comunicación empresarial, de Branding personal y para el Social Selling (hablaremos de ello en un próximo blogpost ☺). Anima a la participación dentro de tu empresa y verás pronto su retorno.

Posted by | · · | Branding


No hay comentarios